Saltar a zona de contenidos

Diccionario económico - Cuentas sin comisiones

Cuentas sin comisiones

Como su nombre indica, una cuenta sin comisiones es aquella que no nos cobra ningún cargo en concepto de administración o mantenimiento de la cuenta. Además, tampoco suele llevar costes asociados a la operativa diaria, tales como transferencias y traspasos, mantenimiento de tarjetas, emisión de cheques, etc.

Son muchas las cuentas que no nos ofrecen comisiones; veámoslas atendiendo a tres criterios:

Atendiendo a la actividad del cliente

En primer lugar, esta categoría podemos encontrar las cuentas para jubilados y pensionistas, y las cuentas nómina para funcionarios. Estos públicos suponen un atractivo especial para las entidades bancarias, ya que la periodicidad y la regularidad de sus ingresos les hacen unos clientes seguros y estables. La exención de las comisiones es el principal atractivo de estas cuentas, independientemente de que además puedan ofrecer otros beneficios adicionales.

En esta categoría también se encuentran algunas cuentas de gastos compartidos; algunas cuentas divisa y por supuesto, las cuentas nómina; esas que a cambio de domiciliar nuestra nómina o pensión, nos proporcionan algunas ventajas adicionales, como la opción de domiciliar nuestros recibos de agua, luz, internet, teléfono o gas; de realizar transferencias y traspasos; de asociar tarjetas de débito y crédito; de disponer de efectivo de cajeros y oficinas; y realizar operaciones y gestionarla online. Y sobre todo, de tener un sistema de comisiones mulo o muy bajo, sobre todo de mantenimiento y de administración, y también de transferencias, cuotas de emisión y renovación de tarjetas.

Atendiendo a la edad

En esta categoría situamos las cuentas infantiles: cuentas bancarias para educar y fomentar el ahorro e iniciar a los niños en las finanzas. Como decimos, estas cuentas no tienen comisiones asociadas (de administración, de mantenimiento, ni por realizar traspasos desde la cuenta de los responsables legales del menor).

Atendiendo al canal de contratación

Finalmente, en esta categoría se engloban las cuentas online, que aunque no son estrictamente un tipo de cuenta, se gestionan desde el ordenador o el móvil, cómodamente y sin tener que desplazarnos a la oficina. En cuanto a comisiones, tampoco suelen llevarlas.

Estas son las principales cuentas que no nos cobrarán comisiones, aunque luego cada entidad bancaria tiene su propia oferta específica. Como siempre decimos, a la hora de elegir la nuestra tendremos que estudiar todas las opciones, compararlas, escoger la que más se adapte a nuestro perfil y, una vez más, comprobar las condiciones y requisitos antes de dar el paso.

En el otro extremo, tenemos cuentas como las cuentas de ahorro o las remuneradas, que sí nos cobrarán.

Además

Cuenta nómina

Mejora tu nómina con mejores ventajas, sin comisiones y sin gastos de mantenimiento.
Saber más sobre cuenta nómina

Cuentas

Descubre nuestra gama de cuentas corrientes y sin comisiones Bankinter para particulares.
Saber más sobre cuentas