Saltar a zona de contenidos
Acciones

Tasa Tobin | ¿Cómo evitar la Tasa Tobin en nuestras inversiones?

Originalmente, la intención de la Tasa Tobin era aplicar un impuesto de forma estandarizada e inalterable para todos los países, mercados y vehículos de inversión, con el objetivo de evitar la especulación en los mercados y conseguir una mayor recaudación de impuestos. No obstante, la dificultad para alcanzar acuerdos entre países ha creado ineficiencias en la aplicación del impuesto, lo que provoca que existan alternativas de inversión sobre las que no aplica esta tasa.

  • Invirtiendo fuera de España

    La primera opción para evitar pagar la Tasa Tobin es obvia, invertir fuera de España, pero en muchos países europeos también aplican esta tasa y en la mayoría de los casos con gravámenes mayores En la siguiente tabla están los países europeos que aplican dicha tasa y además, debe tener en cuenta el riesgo de cambio asociado a la divisa y algunos detalles de cómo se aplican.


    España
    Irlanda
    R.Unido
    Francia
    Italia
    Tasa
    0,2%
    1%
    0,5%
    0,3%
    0,1% o 0,2%
    Instrumentos afectados
    Acciones de empresas españolas cotizadas con al menos 1.000M€ de capitalización
    Acciones de empresas irlandesas cotizadas
    Acciones de empresas británicas cotizadas
    Acciones de empresas francesas cotizadas con al menos 1.000M€ de capitalización
    Acciones y derivados de empresas radicadas en el país con al menos 500 millones de capitalización
    Quienes pagan
    Cualquier comprador
    Cualquier comprador
    Cualquier comprador
    Cualquier comprador
    Cualquier comprador

    Aunque en muchos países europeos la Tasa Tobin también se aplica, podrá invertir en multitud de mercados exentos de ella, como los mercados americanos 1, en los que debe tener en cuenta el posible riesgo de fluctuación de la divisa. Además, recuerde que la tasa aplica sobre las compañías españolas publicadas en la lista para ese año, independientemente del mercado en el que coticen.

  • Invirtiendo en acciones españolas de baja capitalización o small-caps.

    Si desea seguir invirtiendo en España, la otra opción es hacerlo a través de compañías que capitalicen por menos de 1.000M€. Aquí también hay cosas que tener en cuenta, porque para este criterio hay que tener en cuenta la capitalización de la empresa en la que se está interesado, pero a día 31 de diciembre del año anterior, es decir, la empresa tenía que valer menos de 1.000M€ en bolsa el último día del año anterior para que durante el presente año esté exento de pagar la Tasa en cuestión.

    Hay que tener cuidado ya que las acciones de capitalización inferiores a 1.000M€, suelen tener una gran volatilidad. Este tipo de empresas suelen tener un binomio rentabilidad-riesgo muy alto, un gran riesgo, pero una gran rentabilidad potencial. Por lo que, si no se tiene experiencia invirtiendo en este tipo de empresas, puede que sea mala idea centrarse en estas para evitar la tasa.

  • Invirtiendo en otros activos.

    En este caso también se podría evitar la tasa. Entre este tipo de productos encontramos los ETFs, futuros sobre índices, acciones no españolas que cotizan en mercados internacionales, y warrants. La tasa no grava la compra-venta de estos activos financieros, lo que si estaría sujeto es la recepción de acciones como consecuencia de la ejecución de contratos de Opciones o futuros.

    Aunque son activos más arriesgados será la opción escogida por muchos traders y especuladores para evitar tener un sobre-precio en su operativa diaria.

    Puede consultar en el Bróker de Bankinter todos los documentos con los folletos informativos y con los datos fundamentales de los productos de ETFs, Warrants, Futuros y Opciones.