Lagarde Parlamento Europeo

Tipos de interés UEM: Inicio de una senda de tipos al alza y nuevo instrumento anti-fragmentación


08.07.2022

Escrito por: Departamento de análisis de Bankinter


La actividad económica de la Eurozona se debilita. La guerra en Ucrania y los nuevos confinamientos en China vuelven a crear disrupciones en las cadenas de suministro y escasez de materiales. Además, la crisis energética, junto con el aumento de la incertidumbre y el impacto adverso de la elevada inflación en la renta disponible, lastran el crecimiento. Las estimaciones se revisan a la baja: PIB +2,3% en 2022 (vs +2,6% ant) y +1,3% para 2023 (+2,7% ant).

Crisis energética en Europa. El sexto paquete de sanciones contra Rusia contempla la prohibición de importaciones de petróleo por vía marítima. En represalia, Rusia restringe las entregas de gas. Europa busca alternativas al gas ruso para evitar el desabastecimiento de cara al invierno. En este contexto, los precios de petróleo y del gas se mantienen en niveles elevados.

Las presiones inflacionistas se intensifican y extienden a más bienes y servicios. El IPC de junio se aceleró hasta +8,6%. Los riesgos se sitúan al alza. A medio plazo, incluyen un empeoramiento duradero de la capacidad de producción de la economía, precios de la energía y de los alimentos persistentemente altos y subidas salariales mayores de lo previsto.

El control de la inflación es el principal reto y preocupación del BCE. En la última reunión del banco central, Lagarde anunció el inicio de una senda de subida de tipos. Comenzará con +0,25% en todos los tipos de referencia en la reunión del 21 de julio. Esto supone situar el tipo de depósito en -0,25% vs -0,50% actual. El tipo de refinanciación en +0,25% vs 0% actual y la facilidad marginal de crédito en +0,50% vs +0,25% actual. Pero podría ir más rápido a la vista de los recientes repuntes en IPC. Estimamos que el tipo de depósito pueda alcanzar 1,25% a final de año y llegar a 1,75% en 2023.

La retirada de las compras del BCE y las subidas de tipos suponen un riesgo para la fragmentación financiera en la zona euro. El BCE es consciente de ello y anuncia medidas que permitan contener la escalada de las primas de riesgo. El banco central está diseñando una herramienta anti-fragmentación con el fin de prevenir futuras crisis de deuda que podría incluir cierto grado de condicionalidad ligado a reformas. Es previsible que drene liquidez de otras partes de sistema para no interferir en la lucha contra la inflación.

Documentos relacionados
08-07-2022 Expectativas tipos de interés en la UEM
BK-167x150_cuentanomina.jpg

¡NUEVO CANAL EN TELEGRAM! Suscríbete ya y recibe en tu móvil noticias y consejos para mejorar tus finanzas.

Suscribirse

Introduzca su correo electrónico para suscribirse.

Introduzca un correo electrónico válido para suscribirse
Por favor, seleccione resumen diario o semanal

Pulsar Suscribir conlleva su aceptación expresa de la Cláusula de Protección de Datos y por tanto, mediante dicha aceptación usted queda informado y consiente que sus datos personales sean objeto de tratamiento automatizado por parte del Banco en los términos recogidos en la LO 15/1999, de 13 de Diciembre, en la Ley 34/2002 del 11 de Julio y en la mencionada cláusula de Protección de Datos