precio-gas-medidas.jpg

¿En qué consiste la medida del Gobierno para limitar el precio del gas y abaratar la factura de la luz?


23.05.2022

Escrito por: Aránzazu Bueno


El Gobierno ha aprobado, a mediados de mayo, el mecanismo ibérico para limitar el precio del gas y rebajar el coste de la electricidad para los españoles y también para los portugueses, ya que la medida es conjunta entre ambos países que forman el Mercado Ibérico de la Electricidad (MIBEL).

En este artíuclo te contamos las claves principales del Real Decreto-ley por el que se establece un mecanismo de ajustes de costes de producción para la reducción del precio de la electricidad en el mercado mayorista.

¿Cómo funciona y qué rebaja implica?

El mercado eléctrico ibérico, como en casi toda Europa, es de tipo marginalista: el precio de la luz lo fija, en cada tramo horario, la fuente de producción más cara que haya sido necesario utilizar para casar oferta y demanda. Y esta fuente es el gas natural.

La medida emplea una fórmula matemática para limitar el precio del gas que utilizan las centrales térmicas (ciclos combinados) y que es repercutido en las ofertas que terminan fijando el precio del mercado mayorista de la electricidad, también conocido como pool. El Gobierno establece un precio de referencia del gas de 40 €/MWh durante seis meses, que se incrementa en 5 €/MWh al mes a partir de entonces hasta los 70 €/MWh en el último mes para que haya una convergencia a la normalidad.

Dado que el brutal encarecimiento del gas en el último año, en el que ha quintuplicado su cotización, es el principal factor de la fuerte subida de la factura de la luz, limitar su precio –la medida establece un precio del gas a 48,8€/MWh de media de los doce meses de vigencia del mecanismo, frente a los casi 75 euros  actuales– ayudará a frenar la escalada del recibo de la luz.

Recordemos que en lo que va de año, el pool ha marcado precios históricos con máximos de 700 €/MWh. Frente a un precio medio de la electricidad de 2019, que se situó en los 47,68 €/MWh,  y los 111,90 €/MWh de media en 2021, según datos de OMIE, el gestor del MIBEL, el precio medio aritmético en pool español en 2022 ha sido de:

  • 201,77 €/MWh en enero (con un máximo de 297,33€/MWh)

  • 200,22 €/MWh en febrero (con un máximo de 350 €/MWh)

  • 283,33 €/MWh en marzo (con un máximo de 700 €/MWh)

  • 191,52 €/MWh en abril (con un máximo de 319,32 €/MWh)

Con la aplicación del mecanismo ibérico, el precio de la electricidad resultante dependerá, principalmente, del precio del gas en el Mercado Ibérico del Gas (MibGas) y del precio del CO2. Considerando 96 €/MWh para el gas y 80 €/t para el CO2, el Gobierno cifra que el mecanismo dejará el precio medio del pool en menos de 130 €/MWh durante los 12 meses. Según informa EP, que ha tenido acceso a la memoria de impactos que acompaña el decreto ley, el precio de casación marginal resultante será de 126,54 euros/MWh (lo puedes leer en este artículo).

¿Cuánto dura?

El mecanismo ibérico es una medida temporal. Está previsto que tenga una duración de 12 meses, de forma que cubra también el próximo invierno, período en el que los precios de la energía son más caros.

¿A quién beneficia?

El Gobierno asegura que beneficiará a todos los consumidores, empezando por los hogares acogidos a la tarifa regulada (PVPC) y la industria; el resto de consumidores, con tarifas fijas, lo notarán según vayan renovando sus contratos.

El 37% de los hogares acogidos al PVPC experimentarán una reducción inmediata en las facturas. En el caso de la industria, la rebaja dependerá del grado de indexación al pool de sus suministros energéticos, normalmente mayoritarios. Para los demás consumidores, con contratos de precio fijo en el mercado libre, la rebaja final dependerá de las condiciones pactadas con la comercializadora eléctrica, pero obtendrá precios más bajos porque la medida reduce los precios mayoristas que sirven de referencia.

Únicamente los consumidores con contratos a precios fijos a largo plazo que venzan después del año de aplicación de la medida no se verán afectados por este mecanismo.

Otros efectos beneficiosos de la medida

La medida también ayudará a contener la escalada de precios y la inflación y, sobre todo, ejercerá de cortafuegos ante la volatilidad de los precios del gas derivada de la guerra en Ucrania. Esta mayor estabilidad facilitará la reforma el PVPC en la que trabaja el Ejecutivo, incorporando referencias de precios de los mercados de futuros.

Este mecanismo, además, reducirá la sobrerretribución del resto de tecnologías de generación, para las que el coste no ha variado y sus ingresos, en cambio, se han disparado (los llamados beneficios caídos del cielo). Ejemplo: una central hidráulica cuyo coste de producción eléctrica es muy bajo cobraba en el pool a precios de gas natural. Esto ayudará a frenar la escalada de precios y a revertir parte de esos beneficios extraordinarios a los consumidores.

¿Desde cuándo se aplicará este mecanismo ibérico?

El mecanismo para limitar el precio del gas entrará en vigor una vez que la Comisión Europea lo autorice formalmente, de acuerdo con el Tratado de Funcionamiento de la UE.

La autorización del mecanismo de ajuste por parte de la Comisión Europea será publicada en el «Boletín Oficial del Estado» por Orden de la Ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.

¿Quién paga la diferencia del precio del gas?

Las centrales térmicas de gas, los ciclos combinados, seguirán cobrando lo necesario para garantizar el suministro eléctrico.

La diferencia entre el precio del gas en el mercado y el tope la abonará el propio sistema. Es decir, los consumidores. Según EP, la compensación a las centrales con los precios topados supondrá de media supondrá 45,17 euros/MWh.

Sin embargo, el Gobierno asegura que ese coste siempre será menor que el ahorro final proporcionado por la medida introducida con el mecanismo.

¿Se beneficia Francia de esta medida también?

La Península tiene una interconexión menor del 3% con el resto de la UE y esta particularidad ha permitido a España y Portugal acordar el mecanismo. Dicho esto, el saldo de las interconexiones España-Francia en lo que va de 2022 es favorable a nuestros vecinos: exportamos más electricidad (54,3%)  que la que importamos (45,7%).

La propuesta inicial de España y Portugal incluía un sistema de doble casación de precios que evitaba que los consumidores del resto de países miembros pudieran beneficiarse del mecanismo que abarata la electricidad en la península Ibérica. Este mecanismo se acompañaba, además, de restricciones a la exportación eléctrica. Pero estas precauciones se han caído durante la negociación con la Comisión Europea, y ambos países acabarán vendiendo electricidad subsidiada a Francia y al resto de Europa.

La reducción del precio de casación marginal en la zona de precio tanto española como portuguesa traerá principalmente dos efectos:

  1. Un incremento del flujo exportador en la frontera entre España y Francia

  2. Un incremento de la diferencia de precio entre la zona de precio española y la francesa

Como este efecto es el resultado directo de la implementación de dicho mecanismo, se ha habilitado una vía excepcional para poder hacer un uso de las rentas de congestión adicionales en dicha interconexión (rentas de congestión que son proporcionales tanto a la energía de frontera como a la diferencia de precio) en la minoración del coste total del mecanismo de ajuste.

Según explican en El País, “la Comisión Europea permitirá que una parte de las rentas de congestión, que capturan la diferencia de precio entre el mercado hispanoluso y el francés, se destine a compensar a hogares y empresas por esa subvención involuntaria al país vecino”.

Resumen: bajada media esperada

Según datos de EP; la suma del precio total de casación del mercado mayorista (126,54 euros/MWh) más el ajuste compensación del gas  (45,17 euros/MWh)  resultaría un total de 171,70 euros/MWh, que al rebajar la bonificación a los consumidores por las rentas de congestión --diferencia entre la electricidad resultante del tope en la Península Ibérica y la de Francia--, que el Gobierno estima en 5,71 euros/MWh de media, acabaría dando como resultado 166 euros/MWh de precio final para los consumidores.

Al analizar el impacto de la medida sobre las facturas de los consumidores finales, el Gobierno señala que la rebaja media para un consumidor medio (2.400 kWh, 4,1 kW) acogido a PVPC, con la rebaja fiscal vigente y los actuales valores de peajes y cargos del sistema eléctrico, la bajada media será del 15,3%

BK-167x150_cuentanomina.jpg

¡NUEVO CANAL EN TELEGRAM! Suscríbete ya y recibe en tu móvil noticias y consejos para mejorar tus finanzas.

Suscribirse

Introduzca su correo electrónico para suscribirse.

Introduzca un correo electrónico válido para suscribirse
Por favor, seleccione resumen diario o semanal

Pulsar Suscribir conlleva su aceptación expresa de la Cláusula de Protección de Datos y por tanto, mediante dicha aceptación usted queda informado y consiente que sus datos personales sean objeto de tratamiento automatizado por parte del Banco en los términos recogidos en la LO 15/1999, de 13 de Diciembre, en la Ley 34/2002 del 11 de Julio y en la mencionada cláusula de Protección de Datos