austria7.png

Austria, un ejemplo mundial del talento innovador


14.07.2016

Escrito por: Redacción


Austria,  pequeña y próspera (8,5 millones de habitantes con una de las rentas per cápita más altas del mundo), está situada en el centro de Europa y a tres horas del resto de las capitales europeas. A la mayoría de los españoles nos evoca un pasado imperial (Sissi emperatriz incluida) y un presente tranquilo y acomodado, pero pocos saben que se está convirtiendo en uno de los centros más activos del mundo en el nacimiento de empresas tecnológicas.

Un estudio reciente de la prestigiosa web para emprendedores, Global Entrepreneurship Monitor, destaca el pronunciado crecimiento de las nuevas empresas austriacas. Sus habitantes también lo han percibido y expresan en las encuestas que no hay lugar mejor para emprender.

El artículo “Austria, la prometedora y capaz  inversión inicial europea”, de Techcrunch, expone los hechos del arrollador proceso del surgimiento del talento innovador y creativo del país:

1) La inversión privada inició el apoyo a las startups hace cuatro años.

En 2011 por primera vez algunos de los empresarios más importantes del país apoyaron la inversión semilla de las startups austriacas, un año después nacía la Asociación de Inversores Ángeles Austriacos (AAIA), una organización extraordinariamente dinámica que reúne mensualmente a 200 inversores del país para seleccionar los proyectos empresariales más prometedores.

Los inversores avivaron la aparición de empresas emergentes y en 2013 se creó la AustrianStartups, una organización sin fin de lucro que organiza el encuentro regular de cientos de empresarios, inversores y público curioso para dar a conocer las nuevas iniciativas.

Cuatro años después Viena ha sido la sede de la conferencia mundial del emprendimiento, Pioneers Festival, en la que se han encontrado 2.500 empresarios y 400 inversores de todo el mundo.

2) La inversión pública también se sumó.

Desde 2012 la administración central y las regionales también apuestan por esta naciente actividad empresarial. Este año, el secretario de Estado, un ex inversor ángel, implicó a más de 400 responsables políticos, científicos, empresarios y representantes de la sociedad civil para concebir una ambiciosa estrategia para las empresas emergentes.

3) Sus logros en cuatro años.

Este ambiente tan favorable ha permitido que en Viena surja lo que hace creíble la innovación de un país, una infraestructura de personas que en colaboración están comprometidas en la búsqueda de alternativas para la producción. En sus viejos cafés los encuentros de fundadores, inversores, empresas y funcionarios del gobierno provocan una agitada actividad. Y ya empiezan a materializarse proyectos:

  • Speedinvest es un fondo de capital riesgo para el  “trabajo para la igualdad” que en cada ronda recaudatoria tiene éxito.
  • impact Hub promociona empresas con soluciones sostenibles para problemas urgentes.
  • Sektor5 es una comunidad de empresarios de co-working
  • Y Metalab es un espacio de piratería informática.
  • Así mismo en Viena se ha creado una infraestructura de inversión pública de inicio, La Agencia de Promoción de la Investigación de Austria (FFG) que financia la investigación industrial de 102 nuevas empresas.

También las ciudades de Linz, Graz, Innsbruck, y Salzburg, todas con tradición industrial y universitaria y muy bien comunicadas con el resto del continente, tienen ya sus propias empresas tecnológicas.

El resultado inmediato ha sido el aumento de la cualificación de los jóvenes  empresarios cuyo trabajo ha hecho posible Runtastic, la aplicación de fitness de más éxito en Europa, y empresas tan dinámicas como Bitmovin, Crate que ganó un premio Techcrunch el año pasado, y una larga lista.

4) Sus dificultades.

Pero no todo es color de rosa, Austria, como el resto de Europa, no acaba de salir de la crisis y hace años que tiene bajas tasas de crecimiento. Estas circunstancias impulsan el nacimiento de empresas tecnológicas pero faltan inversores para sus etapas posteriores y los inexpertos emprendedores, sin práctica sobre el intenso ritmo de crecimiento que exige el capital riesgo internacional, optan por lanzarse al mundo con arrojo pero sin experiencia o por trasladarse a Berlín o a Londres.

Cuando la llegada de refugiados se ha sentido en Austria, el sector de la innovación ha sabido proponer soluciones extremadamente prácticas, por ejemplo, el sitio Refugees Work ha distribuido con eficacia el trabajo disponible. Y es más que probable que en esta crisis veamos más soluciones innovadoras como ésta.

5) Conclusión, atención a este proceso emprendedor.

Este país está formando una gran reserva de talento innovador, ha organizado opciones de inversión y ha logrado atraer la atención internacional, esperemos atentos la evolución de su sector tecnológico naciente. En conclusión, es un ejemplo a seguir por otros países europeos que aún tienen mucho trabajo que hacer por el emprendimiento tecnológico.

 

BK-167x150_cuentanomina.jpg

Si algo es importante para ti, también debería serlo para tu banco. Descubre las Cuentas Bankinter.

Suscribirse

Introduzca su correo electrónico para suscribirse.

Introduzca un correo electrónico válido para suscribirse
Por favor, seleccione resumen diario o semanal

Pulsar Suscribir conlleva su aceptación expresa de la Cláusula de Protección de Datos y por tanto, mediante dicha aceptación usted queda informado y consiente que sus datos personales sean objeto de tratamiento automatizado por parte del Banco en los términos recogidos en la LO 15/1999, de 13 de Diciembre, en la Ley 34/2002 del 11 de Julio y en la mencionada cláusula de Protección de Datos