Saltar a zona de contenidos
Expertos y conocimiento

PERTE ERHA: Llegan las convocatorias y hay que estar preparados.

El PERTE de Energías Renovables, que impulsará el hidrógeno verde, la fotovoltaica y la eólica en España, ya está en marcha. Conoce las oportunidades que este PERTE puede brindar a tu empresa.
PERTE ERHA
Categoría
Expertos y conocimiento
Tipo de contenido
Actualidad
Escrito por
Redacción
Tiempo de lectura
16 minutos
Publicado
14 Ene 2022
En un webinar organizado por Bankinter y la consultora especializada en ayudas públicas FI Group se explicaron las líneas básicas del programa y se resolvieron las dudas más frecuentes de las empresas.

España busca una mayor autonomía estratégica y una menor dependencia exterior, tanto energética como tecnológicamente. Es la filosofía detrás del PERTE energético. Los proyectos que se beneficiarán abarcarán toda la cadena de valor e involucrarán a pequeñas y medianas empresas. El asesoramiento a nuestro tejido empresarial para poder optar a estas ayudas se ha convertido en una prioridad para Bankinter.

Hemos vivido un año, 2021, de precalentamiento. Ahora comenzamos a recibir los fondos y es la hora de materializarlos y empezar a recibirlos de una forma palpable. Los próximos meses son cruciales.

ERHA: 16.370 millones y 280.000 empleos

El Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica (PERTE) de Energías Renovables, Hidrógeno Renovable y Almacenamiento, conocido como ERHA, fue aprobado en Consejo de Ministros el pasado 14 de diciembre y prevé movilizar 16.370 millones de euros y la creación de hasta 280.000 empleos tanto directos como inducidos.

  • 6.920 millones de euros serán de aportación pública.
  • 9.450 millones de euros serán aportados por inversión privada.

Es el tercer PERTE presentado formalmente por el Gobierno, tras los del Vehículo Eléctrico y la Salud. Está enfocado a uno de los ejes que vertebran los fondos europeos, la Transición Energética y el avance hacia la plena descarbonización en 2050, un objetivo estratégico de la UE que se llevará el 40% de los fondos NextGeneration.

PERTE ERHA

Los proyectos se convocarán y adjudicarán en 2022 y 2023 y se espera que se desarrollen desde este año y hasta 2026. Los primeros programas ya se han puesto en marcha de forma preliminar en 2021, a través de 4 convocatorias dotadas con más de 500 millones de euros:

  • Impulso a la cadena de valor del hidrógeno renovable.
  • Proyectos pioneros de hidrógeno renovable.
  • Proyectos de I+D en almacenamiento energético.
  • Proyectos piloto para comunidades energéticas.

Un calendario ordenado: de la planificación y el marco jurídico en 2021 a la convocatoria en 2022

La crisis global generada por la pandemia movilizó a la Unión Europea en 2020 con el anuncio de la mayor inyección de fondos de su historia, por 672.500 millones de euros. Del programa Next Generation, 69.500 millones de euros se entregarán a fondo perdido a España. Así ha avanzado el calendario desde 2020.

  • 21 de junio de 2020. El Consejo Europeo acuerda la creación del programa NextGenerationEU en respuesta a la crisis causada por el coronavirus.
  • 27 de abril de 2021. El Gobierno español aprueba el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia y lo remite a Bruselas.
  • 16 de junio de 2021. La Comisión Europea aprueba el plan español y la transferencia de 69.500 millones de euros. El 13 de julio es ratificado por el Ecofin.
  • Hasta enero de 2022. Se producen un total de 28 manifestaciones de interés por parte de los distintos sectores económicos y empresariales españoles.
  • Entre el 13 de julio y el 14 de diciembre de 2021. El Gobierno aprueba los tres primeros PERTE que canalizan los fondos en Movilidad Eléctrica, Salud y Energía.

En paralelo a este calendario se ha ido aprobando un marco legal que prepara el terreno para la llegada de los fondos y su reparto. Son medidas regulatorias que es necesario conocer para entender cómo se van a movilizar las ayudas a la transición energética:

  • El Plan Nacional Integrado de Energía y Clima 2021-2030 (PNIEC), del 16 de marzo de 2021.
  • La Ley de Cambio Climático y Transición Energética, del 20 de mayo de 2021.
  • Los Reales Decretos 23/2020 del 23 de junio y 960/2020 del 3 de noviembre que establecen el marco de subastas.
  • El Real Decreto ley 17/2019 de 22 de noviembre establece que la capacidad de conexión a la red que se libera con el cierre de las centrales térmicas se otorgará a los proyectos que maximicen beneficios medioambientales y sociales.
  • Las hojas de ruta del Hidrógeno, el Autoconsumo y, más recientemente, de la Eólica Marina.

Una vez superado todo este marco regulatorio, a nivel español y comunitario, en 2022 y 2023 se irán publicando las convocatorias de los programas de ayudas en un régimen de concurrencia competitiva.

De la planificación y el marco jurídico en 2021 a la convocatoria en 2022

Los 25 proyectos de transformación: el momento del hidrógeno y la eólica marina

Son los grandes proyectos estratégicos que necesitaba acometer España en su camino hacia la descarbonización. Para paliar el déficit de financiación que tienen los proyectos tecnológicos más innovadores, en un sector donde las inversiones son cuantiosas, se ponen en marcha 25 medidas transformadoras para las que se destinan 3.558 millones de euros de fondos públicos.

  • Renovables innovadoras: se presupuestan 765 millones de euros de inversión pública y 600 millones de inversión privada.
  • Almacenamiento, flexibilidad y nuevos modelos de negocio: son 620 millones de euros de los fondos europeos y 990 millones que aportará la iniciativa privada.
  • Hidrógeno renovable: el principal reto: se dota con 1.555 millones de euros, a los que se sumarán 2.800 millones de inversión privada.
  • Transición Justa: habrá una inyección pública de 30 millones de euros.
  • Sistema nacional de ciencia, tecnología e innovación: se prevé una inversión pública de 588 millones de euros.

Las medidas transformadoras abarcan todo el proceso de transición energética: habrá convocatorias dirigidas a una fase de investigación, otras al desarrollo de capacidades, por ejemplo, la fabricación de componentes en España, y por último se convocarán proyectos relacionados con el despliegue: una vez que se han rebajado los costes se facilitará la comercialización y universalización del uso de las nuevas tecnologías y fuentes energéticas.

El momento del hidrógeno y la eólica marina

Los criterios de evaluación atienden los ejes del plan de recuperación español, con atención al equilibrio de género y territorial, por ejemplo, pero también específicos del sector:

  • Generación de empleo e impacto en la igualdad: de los 280.000 empleos que se pretende crear, buena parte tendrán su origen en estas 25 medidas transformadoras.
  • Contribución a una transición justa: se busca vertebrar territorial y demográficamente el país. Por ejemplo, se incentivará la revitalización de las cuencas mineras.
  • Alto componente innovador: el objetivo es situar a España a la vanguardia en estas energías, como ya lo es en fotovoltaica y eólica, y para ello es necesario contar con socios tecnológicos.
  • Replicabilidad y escalabilidad: el sector energético como motor de la transformación económica de todo el país.
  • Participación de pymes: tanto en los consorcios que se presenten a las convocatorias como las que lo hagan a título individual.

Serán convocatorias que se ajustarán a un régimen de concurrencia competitiva. Lo más probable es que todas sean coordinadas por el Ministerio de Transición Ecológica y el Instituto para la Diversificación y el Ahorro de la Energía (IDAE).

En el webinar se incidió en las tecnologías más impulsadas en el PERTE y que van a necesitar una inversión fuerte:

  • Hidrógeno Verde: ya se han aprobado las primeras bases reguladoras. El PERTE pretende que se pueda consumir en un radio cercano y se avance en la capacidad de almacenamiento por todo el territorio. Se necesitará, para alimentar la generación de este tipo de hidrógeno, la creación de instalaciones renovables ad hoc, como fotovoltaicas y eólicas, que a su vez serán también subvencionables. El hidrógeno renovable tendrá una importante incidencia en la movilidad marítima, terrestre por carretera y aérea.
  • Eólica marina: es el momento de crear plataformas de aerogeneradores marinos en lechos más profundos. Se pretende que España sea pionera en este sector. El país cuenta con una industria eólica y portuaria tan relevante que está muy bien posicionado.
  • Eólica terrestre: se va a producir, tras los primeros 20 años de la instalación de estos parques eólicos, la necesidad de renovar los generadores, que además tienen ahora 5 veces más potencia que los primeros que empezaron a aparecer en las montañas españolas. Toca reciclar esas palas e instalar nuevas. Es una industria donde la cadena de valor está muy asentada en España.

Las 17 medidas facilitadoras: formación, autoconsumo y digitalización

En complemento a las medidas transformadoras, son medidas más enfocadas a la capacitación y buscan un tipo de inversión que esté más del lado de la demanda. Hablamos de 17 medidas facilitadoras en 4 áreas de actuación:

  • Transición energética: serán 2.245 millones de euros en inversión pública y 2.303 de inversiones privadas. Buena parte de las medidas, como el autoconsumo fotovoltaico, ya están en marcha.
  • Capacitación, formación profesional y empleo: habrá 496 millones de euros de inversión pública.
  • Movilidad con gases renovables: los fondos públicos serán de 80 millones de euros y se espera movilizar 143 millones de inversión privada. Hablamos de biogás e hidrógeno verde para transporte pesado.
  • Digitalización: se destinan 541 millones de euros de fondos europeos que se complementarán con 1.614 millones de inversión privada.
Formación, autoconsumo y digitalización

Para una parte de estas áreas ya se han publicado las bases reguladoras e incluso las convocatorias, como las relacionadas con el autoconsumo solar y el almacenamiento en baterías de la energía fotovoltaica no consumida.

Aunque están incluidas en este PERTE, no tienen un carácter tan competitivo como las medidas transformadoras. Los incentivos al autoconsumo y almacenamiento ya están en marcha y se han convocado también las bases reguladoras de las ayudas a las energías renovables térmicas.

Las medidas facilitadoras no estarán tan centralizadas en el MITECO y se espera que vayan coordinadas con los ministerios de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana e Industria. Algunas de estas medidas encontrarán sinergias con otros PERTE, como el de la Movilidad Eléctrica.

¿Se superarán los umbrales de ayuda?

El reglamento 651 de 2014 de la UE establece los umbrales de las ayudas y subvenciones que se pueden otorgar en el marco de la Unión: tanto los sectores que pueden obtener esos fondos públicos como el máximo de ayudas. ¿Qué va a pasar con los PERTE?

Como norma general, los proyectos subvencionables se regirán por ese reglamento de hace siete años, que establece umbrales de hasta el 40 o el 60% de ayudas a fondo perdido. Pero incluso esos márgenes podrán ampliarse para determinados proyectos por su elevado nivel de inversión. El sistema de reparto de los fondos NextGeneration sentará un precedente en el reparto de ayudas, sobre todo cuando se busque un impacto medioambiental tan relevante como en el PERTE de energía.

¿Puede una empresa concurrir al PERTE en solitario?

  • La gran mayoría de los fondos europeos contemplados en este PERTE están disponibles. El dinero no está adjudicado y, aunque se están formando grandes consorcios, aún hay tiempo para organizar otro consorcio o para prepararse para concurrir en solitario.
  • Es verdad que el PERTE busca fomentar la colaboración, no solo entre empresas, sino con las administraciones públicas, los centros tecnológicos y las instituciones científicas.
  • Al tratarse de una materia tan compleja, resulta imprescindible dotarse de un asesoramiento profesional. Es la razón por la que Bankinter, en colaboración con FI Group, acompaña a las empresas en este proceso.

El calendario que nos espera en 2022

Tras la publicación del PERTE de Energía en diciembre de 2021, se espera que vayan saliendo en los próximos meses los marcos reguladores y las licitaciones de los proyectos transformadores:

  • Bases reguladoras: las normas de juego para las inversiones y los distintos proyectos. Establecen un horizonte temporal de 2 a 4 meses en donde se espera que se publique la convocatoria.
  • Convocatorias: es previsible que den a los consorcios y empresas un plazo de 1 a 3 meses para formalizar la solicitud. Hay que estar preparados para esos 90 días para presentar la solicitud.

A corto plazo, se espera que se publique la hoja de ruta del Hidrógeno renovable, los proyectos I+D de almacenamiento energético y los proyectos piloto para las comunidades energéticas.

¿Habrá nuevos PERTE?

Hasta la fecha se han aprobado tres PERTE en España:

  • Vehículo Eléctrico y Conectado. El primero de todos, aprobado el 13 de julio de 2021 con una previsión de 24.000 millones de euros.
  • Salud de vanguardia. Aprobado el 30 de noviembre de 2021 con una inversión de 1.469 millones de euros.
  • Energías Renovables, Hidrógeno Renovable y Almacenamiento. Aprobado el 14 de diciembre de 2021. Con una inversión total de 16.370 millones de euros.

Se han anunciado dos nuevos PERTE que se espera que se aprueben próximamente en Consejo de Ministros:

  • En Español. La nueva economía de la lengua.
  • Economía Social de los Cuidados

Y hay otros PERTE esbozados:

  • Economía Circular. Un PERTE que tendrá muchas sinergias con el ERHA.
  • Aeroespacial.
  • Cadena Agroalimentaria inteligente y sostenible.

¿Tienes un proyecto Energético?

Si tienes un proyecto y quieres saber si puedes beneficiarte de las ayudas incluidas en el PERTE solo tienes que contactar con tu tutor, él te ayudará a iniciar el proceso de diagnóstico de la mano de FI Group. Si no eres cliente escribe a: info@cfoforum.bankinter.com y estaremos encantados de ayudarte.

Información obtenida a partir del Webinar organizado por Bankinter CFO Forum. Con la participación de:

  • Emma Montserrat: Responsable de Fondos Europeos. Subdirectora General Adjunta.
  • Carlos Fernández Ávila: Energy Strategy Granter en FI Group.